Ultimas Noticias

lunes, 30 de mayo de 2011

Alemania, primer país en dar 'apagón nuclear'

Alemania se convirtió hoy en el primer país que decide abandonar la energía nuclear a raíz de la catástrofe de Fukushima (Japón) , con el acuerdo sellado por la coalición de Gobierno para desconectar, lo mas tarde en 2022, la última de sus 17 centrales atómicas.

La canciller alemana, Angela Merkel, anunció que el pacto garantizará la transición hacia "una nueva arquitectura" del suministro energético basado en las energías renovables que garantice el suministro, la estabilidad de los precios, la autonomía eléctrica nacional y un mayor respeto al medio ambiente.

El acuerdo conlleva el cierre inmediato de las siete centrales más antiguas del país -paradas de forma preventiva desde marzo- y de otra con problemas de funcionamiento, así como el mantenimiento en estado de "stand-by" de las tres más modernas hasta 2022 como plazo máximo, para eventuales emergencias.

Además, incluye una cláusula de revisión por la que durante el proceso de abandono de la energía atómica el Ejecutivo federal puede decidir adelantar el "apagón nuclear" definitivo, dependiendo del desarrollo de las renovables.

A este respecto, la canciller agregó que el pacto busca además que para 2020 las energías alternativas supongan al menos el 40 por ciento de la producción eléctrica nacional y que se reduzcan sensiblemente las emisiones de CO2.

Los partidos de la coalición de gobierno -cristianodemócratas (CDU) , socialcristianos bávaros (CSU) y liberales (FDP) - decidieron asimismo mantener el impuesto al combustible nuclear que deben pagan los consorcios eléctricos con centrales atómicas, el cual pretende financiar el desarrollo de las renovables.

Este acuerdo energético de Gobierno se plasmará en una serie de normativas específicas que el Ejecutivo comenzará a redactar y enviar al Parlamento en forma de proyectos de ley a partir de la próxima semana.

Por su parte, el Partido Socialdemócrata (SPD) y Los Verdes han mostrado ya su disposición a dialogar con el Gobierno para la tramitación parlamentaria de estas normas, aunque su reacción inicial fue de "escepticismo".

El acuerdo de la coalición de Gobierno se produjo horas después de que la Comisión Ética designada por Merkel para estudiar las alternativas a la energía atómica entregase su informe final, afirmando que es "factible" abandonar esta energía en una década sin grandes costes colaterales o incluso en menos tiempo.

Esta fecha se ha fijado siguiendo una serie de criterios, como asegurar la contención de los precios de la energía y la competitividad de la economía alemana, buscar alternativas sin riesgos, evitar las importaciones eléctricas sistemáticas de otros países y garantizar el suministro.

Klaus Töpfer, coordinador de la Comisión Ética, destacó que el proceso es una "gran oportunidad" para Alemania y que la comunidad internacional va a seguir expectante su implementación, por tratarse de un hito energético a escala mundial.

Al respecto, Matthias Kleiner, científico y miembro de la comisión, aseguró que Alemania cuenta con las condiciones económicas y energéticas y el consenso social para llevar a cabo "con éxito" el "apagón nuclear".
"¿Quién (lo hará) si no nosotros?", se preguntó ante los medios de comunicación.

Tras la catástrofe de Fukushima y con una gran presión de la opinión pública, el Gobierno federal decidió modificar radicalmente su política energética y poner fin a la dependencia alemana de la energía nuclear, en la actualidad por encima del 20 por ciento.

Merkel dio entonces marcha atrás al plan energético que había aprobado a finales del año pasado para prolongar la vida de las centrales atómicas una media de doce años y que aparcaba una ley anterior, aprobada en 2000 por el Gobierno de Gerhard Schöder, por el que la última planta debía cesar sus operaciones en 2021.

Además, la canciller suspendió durante tres meses las operaciones en las siete centrales más antiguas del país y creó dos comisiones, la técnica y la ética, para estudiar, respectivamente, la seguridad de las instalaciones atómicas y buscar alternativas de futuro.

La primera hizo públicas recientemente sus conclusiones, en las que subrayaba que el nivel de seguridad de las siete instalaciones más antiguas del país -las construidas antes de 1980- era bajo, mientras que el de las otras diez era medio y ninguna obtenía un grado alto.

Video de un Tornado en Australia

Video de Un Tornado en Australia

domingo, 29 de mayo de 2011

Nació un conejo “mutante” cerca de central Fukushima

Tras las explosiones nucleares causadas por el terremoto en Japón, ha aparecido en Youtube el video de un conejo sin orejas que está avivando el miedo en todo el país. El animal vive a 30 kilómetros de la zona de evacuación obligatoria.

Tras la tragedia del 11 de marzo en Japón, cuando un terremoto de 9 grados sacudió la costa este de la isla, la central de Fukushima entró en riesgo de catástrofe debido a la posibilidad de que se produjera una fusión nuclear.

La planta arrojó varios litros de agua contaminada al mar, por lo que las aguas contienen altos niveles de radiactividad. Los alrededores de Fukushima fueron evacuados para evitar daño a los habitantes de la zona y esquivar una tragedia como la de Chernóbil.

Sin embargo, las consecuencias de la radiactividad podrían estar haciéndose evidentes con el nacimiento de un conejo sin orejas. El acontecimiento tuvo lugar en Namie Tsushima, una ciudad ubicada a 30 kilómetros de la zona de evacuación obligatoria.

Más peligro. Por su parte, Tepco, la operadora de la planta nuclear de Fukushima, reconoció ayer que la central no está totalmente preparada para soportar las fuertes lluvias que se espera se precipitarán en la zona y que pueden aumentar las filtraciones radiactivas al exterior. Los pronósticos meteorológicos anuncian la llegada de tifones.

Para destacar

Tepco ha dispersado agentes que fijan el polvo para evitar que la radioactividad sea transportada por aire o lluvias.

Hay riesgo de más contaminación radiactiva en la región por las lluvias y los vientos que se anuncian.

Ya son 142 los muertos por tornado

El número de muertos a causa del tornado registrado el pasado domingo en Joplin (Misuri), EEUU, ascendió ayer a 142, diez más que el viernes, mientras que el de desaparecidos bajó a 96, según las autoridades estatales, informa EFE. Sin embargo, la cifra de fallecidos puede seguir aumentando.

viernes, 27 de mayo de 2011

Hay 232 desaparecidos por el tornado en Misuri

 Las autoridades de Misuri informaron ayer que 232 personas continúan desaparecidas a causa del tornado que azotó el domingo la localidad de Joplin y causó 125 muertos, según las últimas informaciones.

La subdirectora del departamento de Seguridad Pública de Misuri, Andrea Spillars, afirmó que los funcionaros saben que algunos de los desaparecidos han fallecido pero evitó concretar cuántos.

El miércoles las autoridades de Joplin cifraron en 125 los muertos a causa del tornado, que es considerado el más mortífero de los registrados en los últimos 61 años en la zona.

Spillars dijo asimismo que su departamento ha publicado los nombres de los 232 desaparecidos y urgió a los supervivientes a consultar esta lista para facilitar las tareas de búsqueda y recuento. No se sabe todavía cuándo serán divulgados los nombres de los 125 muertos, ya que algunos de los cadáveres encontrados aún no han sido identificados.

El tornado, que dejó además 900 heridos y millones de dólares en pérdidas, golpeó con contundencia viviendas y edificios del centro de Joplin, incluido un hospital que quedó prácticamente en ruinas.

Además, más de 8.000 estructuras resultaron dañadas tras el paso del fatal tornado, que dejó un rastro de cerca de diez kilómetros de longitud y casi un kilómetro de ancho en la ciudad, de unos 50.000 habitantes.

jueves, 26 de mayo de 2011

Operación de rescate sigue en Musuri y cifra de muertos sube a 125

Las autoridades de Joplin, en el sur de Misuri, informaron hoy de que el número de muertos a causa del tornado del domingo pasado ascendió a 125, mientras continúan las operaciones de limpieza y de conteo de personas desaparecidas.
El gerente de la ciudad de Joplin, Mark Rohr, dijo a la prensa que la cifra actualizada es de 125 muertos y que divulgarán sus nombres "en cuanto sea posible".
Rohr señaló que, en el tercer día de operaciones de búsqueda y rescate, las autoridades no han encontrado más sobrevivientes del tornado pero que continuarán sus esfuerzos.
Agregó que las autoridades han pedido la colaboración del público para el conteo de personas que posiblemente estén desaparecidas.
Según las autoridades, el tornado del domingo pasado, que además dejó más de 900 heridos y millones de dólares en pérdidas, es el más mortífero de los últimos 61 años en la zona.
A manera de comparación, un tornado en Flint (Michigan), en 1953, dejó un total de 116 muertos, según el Servicio Meteorológico Nacional.
Fuertes tormentas la noche del martes dejaron 16 muertos en los estados de Arkansas, Oklahoma y Kansas.
Las autoridades federales de la Agencia para la Gestión de Emergencias (FEMA) dijeron en un comunicado que han enviado al menos seis equipos a la zona para entrevistar a los sobrevivientes en Joplin.
La agencia federal, que ya ha entrevistado a más de 200 personas, coordina sus tareas de ayuda a las víctimas con la Cruz Roja, el grupo humanitario Salvation Army y otras organizaciones voluntarias.
El tornado del domingo pasado golpeó con precisión viviendas y edificios del centro de la ciudad, de 50.000 habitantes, entre ellos un hospital que quedó prácticamente en ruinas.
Las autoridades federales informaron que resultaron dañadas más de 8.000 estructuras tras el paso del fatal tornado, que dejó un rastro de cerca de diez kilómetros de longitud y casi un kilómetro de ancho en la ciudad.



Amasijo de coches y restos de viviendas en un barrio de Joplin, Estados Unidos, tras el paso del devastador tornado que la destruyó el domingo en buena parte, ayer.



Tornados no dan tregua en el centro de EEUU

La ciudad estadounidense de Joplin (Missouri, centro), arrasada por un tornado que dejó más de 125 muertos y aún en busca de sobrevivientes, sufrió ayer una nueva tormenta, desencadenada por huracanes en estados vecinos.
Una serie de tornados tocaron tierra en Oklahoma (centro) la noche del martes y dejaron a cuatro personas muertas en un condado rural y a otras 60 heridas en todo el estado, según funcionarios locales.
El cinturón de mal tiempo se extendía por el centro de Estados Unidos, a través de Oklahoma, el norte de Texas y Kansas, donde dos personas murieron cuando los fuertes vientos lanzaron un árbol encima de una camioneta que circulaba en una carretera.
En Arkansas, por lo menos una persona murió la madrugada de ayer cuando un tornado arrasó la pequeña localidad de Denning, donde residen unas 270 personas, informó el portavoz de la Agencia, Tommy Jackson.
La tormenta asustó a los habitantes de Misuri, donde grupos de rescate seguían buscando sobrevivientes en Joplin -50.000 habitantes- mientras sus golpeados residentes excavaban entre las ruinas de sus casas en busca de sus pertenencias.
Pero la madrugada de ayer la tormenta parecía haber pasado por la ciudad sin mayores incidentes, según imágenes satelitales del Servicio Meteorológico Nacional estadounidense.
La gobernadora de Oklahoma, Mary Fallin, instó a los pobladores a no salir de sus casas. "En las noticias están mostrando imágenes de los tornados en tierra. Son enormes también, éste es un momento muy peligroso", advirtió Fallin.

miércoles, 25 de mayo de 2011

Se fusionaron los reactores 2 y 3 en Fukushima

El operador de la central nuclear japonesa de Fukushima, Tepco, reconoció ayer que el combustible también se fundió en otros dos reactores, además del reactor número uno, tal como sospechaban los expertos.
"Es muy posible que la fusión también haya ocurrido en los reactores dos y tres" dijo un portavoz de Tokyo Electric Power, que acaba de publicar sus últimos análisis de las mediciones efectuadas en Fukushima Daiichi.
El tsunami gigante provocado el 11 de marzo pasado por un terrible sismo de magnitud 9 dañó gravemente la central nuclear de Fukushima.

martes, 24 de mayo de 2011

¿Qué hacer ante un terremoto?

Aunque no se pueda saber con exactitud el día y la hora que puede ocurrir un sismo, es importante tomar en cuenta medidas de precaución y conocer algunos procedimientos que puedan ser aplicados antes, durante y después de un sismo que ayuden a mitigar los daños que éste ocasione.

El especialista en estructuras sismo resistentes, Arturo Osvaldo Antezana Moruno, dio a conocer una serie de procedimientos que pueden ser aplicados por los ciudadanos.

Indicó que el aspecto educativo puede ser determinante como en el caso de Japón, que a mediados del siglo XX sufrió la pérdida de más de 140 mil muertos, en tanto este año, el 11 de marzo, el número de víctimas llegó a 20 mil.

ANTES

Lo más importante antes de un sismo es cumplir con las normativas sismo resistentes y tratar de reforzar la infraestructura, de casas pequeñas, condominios y estructuras en altura en la que uno vive para evitar que los daños de un sismo puedan ocasionar que ésta se desmorone fácilmente.

Para ello, Antezana recomienda que siempre se haga un estudio de suelo y se cumpla con normas sismo resistentes y con todas las reglas municipales para que la infraestructura construida cuente con la mayor seguridad posible.

A pesar de que en Bolivia no existen normativas acerca de la sismo resistencia se pueden asimilar las normas peruanas, chilenas y argentinas. También es importante cumplir con el estudio de suelo para saber de qué manera se debe construir, ya que en un suelo flexible la estructura debe ser rígida, y en suelo rígido la estructura debe ser flexible.

“Hay personas que utilizan el estudio de suelo de su vecino para hacer una construcción aledaña, pero deben saber que de un lote a otro el tipo de suelo puede cambiar, es errático”, dijo.

Antes del movimiento de tierra también es fundamental que todos se informen y eduquen acerca de lo que deben hacer.

En las escuelas, universidades, empresas privadas y otras instituciones existe muy poca información acerca de lo que se debe hacer, por lo que las familias deben tratar de buscar por cuenta propia información.

“A lo largo de mi experiencia he visto que hay buenas intenciones para tratar de educar a la gente. Se hacen simulacros, pero eso no es suficiente porque no toda la gente participa y los que lo hacen se olvidan de los procedimientos con el tiempo”, dijo.

La señalización de áreas de seguridad en cada piso de colegios, institutos, coliseos estadios, que no existe en las infraestructuras de nuestro país, debe ser una de las primeras tareas por las que deben partir los municipios y gobernaciones para educar a la población.

Explicó que en los domicilios y lugares de masiva asistencia se debe colocar un tablero con la letra “S” o la palabra “zona segura”, para que en el momento del sismo las personas puedan correr a este lugar a protegerse.

Para poder escapar de la habitación a un lugar seguro en la casa como el baño, cocina, despensa, cuarto de empleada, gradas, patio libre de tanques o postes de electricidad, Antezana sugiere dormir con las puertas del cuarto abiertas. Da esta recomendación porque el sismo desencajona las paredes, y las puertas cerradas se trancan sin que sus ocupantes puedan salir.

Es necesario tener un kit de emergencia equipado con una linterna, pito, una botella de agua, zapatos de planta gruesa, botiquín de primeros auxilios, cinta aislante y productos de higiene personal.



DURANTE

Cuando está ocurriendo el sismo lo que la gente debe hacer es correr a las áreas señalizadas, si éstas no existen deben tratar de protegerse en infraestructuras de pequeñas dimensiones. Desconectar aparatos electrónicos rápidamente.

“Por ejemplo, en una casa se debe acudir al baño, debajo de las escaleras, las alacenas y los cuartos de empleada”, dijo.

Tratar de esconderse debajo de una mesa o un escritorio hasta que pase el sismo también es una opción acertada.

Durante el sismo, las personas deben tratar de mantener la calma y no entrar en el pánico para evitar atemorizar a las personas que lo acompañan.

En un edificio no se debe tratar de bajar por el ascensor y tampoco por las gradas mientras la tierra sigue temblando.

Antezana indicó que en muchos casos a los temblores les siguen incendios, y desenchufar los electrodomésticos durante el movimiento de tierra puede salvar vidas.

DESPUÉS

Luego del sismo si es que está cerca a electrodomésticos que están funcionando o están enchufados debe desconectarlos de la electricidad.

Después del terremoto también se debe salir a un patio o a una zona donde no hayan edificaciones que puedan caer, pues se podrían presentar réplicas.

Lo que nunca se debe hacer es retornar a la vivienda cuando uno ya se encuentra en un patio o en un lugar donde no existan edificaciones. Se debe esperar algunas horas.

No se debe prender ningún fósforo o encendedor, pues podrían existir en el área del sismo fugas de gas.

Aunque Bolivia tenga un riesgo moderado de sismicidad, Antezana recomienda tomar precauciones en el área de construcción, para que se realicen casas y edificios con las normas sismo resistentes que deben ser elaboradas en el país en base a nuestros suelos y que se invierta en la prevención y educación de los ciudadanos.

13 años del devastador terremoto

Un día como hoy, hace 13 años, Aiquile, Totora, Mizque y otras comunidades del Cono Sur sufrieron uno de los mayores y devastadores terremotos del siglo XX.

El temblor de 6.8 grados en la escala de Richter derrumbó casas y mató a más de medio centenar de personas.

Hasta ahora, todavía queda en la memoria de varios habitantes, sobre todo de Aiquile y Mizque, cómo la tierra tembló e hizo caer los techos y muros de adobe de las viviendas; y cómo la gente salió despavorida de sus casas para evitar que troncos, adobes, calaminas y otros caigan sobre ellas.

También recuerdan cómo la comunidad internacional se solidarizó con los miles de damnificados, pero dicha cooperación jamás llegó a los pueblos afectados. Algunos funcionarios, entre ellos militares, del gobierno de Hugo Banzer Suárez se apropiaron de los alimentos, medicamentos e incluso utilizaron 2.9 millones de dólares para la compra del polémico avión Beechcraft.

Hoy, 13 años después, los pueblos afectados lograron restaurar parte de la infraestructura que fue dañada. La actividad de los pobladores volvió a la normalidad, pero, dicen que jamás olvidarán la madrugada del 22 de mayo de 1998 cuando la tierra tembló.

BOLIVIA TIENE SIETE ZONAS SÍSMICAS DE RIESGO MODERADO

Bolivia es un país con bajas probabilidades de sufrir sismos y cuenta solamente con siete zonas que tienen un riesgo sísmico moderado, según el presidente de la Comisión de Geofísica de América Latina, José Luis Tellería Geiger.

La primera zona de riesgo está ubicada en el norte de la ciudad de La Paz donde los eventos de este tipo pueden presentarse cada cien años con una magnitud mayor a 8 grados en la escala de Richter y con una profundidad de 700 kilómetros.

La segunda zona de riesgo también se encuentra en La Paz específicamente en la zona de Consata Mapiri. Tellería asegura que en este lugar los sismos son frecuentes pero se presentan en una magnitud menor a 3 y 4 grados en la escala de Richter.

“La energía se libera lentamente, por lo tanto nunca habrá un terremoto fuerte”, dijo.

En el departamento de Santa Cruz, en la localidad de Postrer Valle, se encuentra la tercera zona con riesgo moderado, donde al menos dos veces al año se pueden sentir sismos de magnitud menores a los 4 grados en la escala de Richter.

Otras zonas de riesgo son Buena Vista y Yapacaní, donde se presentan sismos menores a 5 grados en la escala de Richter cada cinco años.

La quinta zona de riesgo está en Yacuiba, donde existe una falla geológica y en la que se podría presentar un sismo menor a 8 grados en la escala de Richter cada 300 años.

La sexta zona de riesgo moderado a alto está ubicada en la frontera de Bolivia con Chile, vale decir en los departamentos de Potosí y Oruro, específicamente en la zona del Sur Lípez y el Salar de Coipaza, dijo Tellería.

En este sector los sismos pueden producirse cada año con una magnitud mayor a los 5 grados en la escala de Richter y una intensidad que puede llegar a los VII grados en las escala de Mercalli.

“Como esta zona está deshabitada no se reportan daños materiales y mucho menos hay pérdida de vidas humanas”, señaló.

La séptima zona donde existe una falla geológica y riesgo sísmico es Aiquile y Totora en Cochabamba.

Tellería manifestó que la falla tiene varias ramificaciones e incluso llega hasta el departamento de Potosí.

“Hay varios terremotos históricos sobre la falla de Aiquile, la gente que vive en esa zona no está libre de volver a pasar otro sismo en esa zona porque la falla está activa”, agregó.

El especialista dio a conocer que los terremotos solamente ocurren en los bordes de las placas tectónicas y no así en sectores donde éstas no están presentes.

Existe 13 placas tectónicas cubriendo el Planeta y una de ésas es la placa de Nazca, que está ubicada en la costa de Sudamérica.

Tellería explicó que en Sudamérica existe una fosa que se encuentra en Iquique y Arica y tiene la altura de 5 mil metros de profundidad.

Detalló que esta fosa, ubicada en Sudamérica, es un hueco, un agujero en el fondo del mar por donde se mete la placa de Nazca a una velocidad de cinco centímetros por año. Mientras la fosa se mete por abajo Sudamérica sobremonta, es decir, sube sobre esta placa a una velocidad de tres centímetros por año.

Según el experto en geofísica, el movimiento de Sudamérica con relación a la placa es casi imperceptible. En tanto, en países como Japón, donde se produjo un terremoto de 8.9 grados el 11 de marzo, la placa se mueve con una velocidad de 12 centímetros cada año.

Un millón de sismos en el mundo

El presidente de la Comisión de Geofísica de América Latina, José Luis Tellería, aseguró que, de acuerdo a cálculos mundiales, cada año se producen un millón de sismos en diferentes continentes y países.

Indicó que de ese millón de sismos solamente doscientos son sentidos por los seres humanos.

De los 200 que se sienten, unos 20 son destructivos porque se dan en una intensidad mayor a VII en la escala de Mercalli. Pero, de los 20 sólo dos tienen víctimas fatales.

“Esté calculo se maneja a nivel mundial y este año ya han ocurrido dos eventos que han sido destructivos y han cobrado víctimas fatales que son el de Japón y el de Murcia en España”, dijo y agregó que se espera que este año ya no se presenten más terremotos en el mundo. Sin embargo, reconoció que existe un margen de error mínimo en este cálculo que puede hacer variar los números. “Puede haber años en los que sólo haya un sismo o más con víctimas fatales”, dijo.

Las tres fallas geológicas hacen que Cochabamba sea zona de más riesgo

Debido a las fallas geológicas que presenta, Cochabamba es el departamento que tiene más riesgos sísmicos que el resto del país.

Así lo aseguró el geólogo José Luis Tellería quien justificó esta situación indicando que Cochabamba tiene tres fallas geológicas, la primera que está ubicada en Aiquile y Totora; la segunda que está en Sipe Sipe, y la tercera en el norte de la ciudad a la altura del Parque Tunari.

Por este motivo Cochabamba ha sufrido dos de los terremotos más importantes y devastadores de la historia del país: el primero que data de 1909 en Sipe Sipe, y el segundo de 1998 en Aiquile y Totora.

SIPE SIPE

Al mediodía del 23 de julio, siete minutos después de que todo el pueblo asistió a una misa en el templo, Sipe Sipe sufrió uno de los sismos más devastadores del departamento y el país.

En esa fecha no se contaba con un equipo de Defensa Civil y una institución encargada de la medición de los sismos como el Observatorio San Calixto, pero según los testimonios de la gente se estima que el sismo fue de una magnitud de seis grados en la escala de Richter.

El terremoto en el municipio, ubicado en la provincia de Quillacollo, dejó como resultado 15 muertos, un centenar de heridos y la destrucción de varias viviendas de adobe. Asimismo, el campanario de la pequeña iglesia también fue afectado.

El terremoto abrió grietas y causó pánico entre los pobladores, que temieron por sus vidas.

Antes de cumplir 100 años del terremoto, el 2009, los pobladores vivían susceptibles y temerosos de que un nuevo movimiento telúrico los vuelva a devastar. Para ello, los niños en la escuela y los adultos en su casa se prepararon conformando brigadas de seguridad y rescate y así poder reaccionar ante un posible sismo.

Afortunadamente las predicciones y creencias de los pobladores no se cumplieron en el 2009, pero el fantasma del temor porque esto vuelva a suceder todavía preocupa.

AIQUILE Y TOTORA

La madrugada del 22 de mayo de 1998, la población de Aiquile despertó aterrorizada por el sismo que se produjo en esa población.

Al menos medio centenar de personas, que dormían y otras que intentaban salir de su casa a un lugar abierto durante el sismo, murieron aplastadas y cientos quedaron heridas.

El epicentro del sismo se localizó a 24 kilómetros al este de Totora y a 54 kilómetros al noreste de Aiquile, con una magnitud de 6.8 grados en la escala de Richter.

El saldo del terremoto también dejó 385 viviendas desplomadas por completo, 312 casas parcialmente destruidas y 315 viviendas con daños.

Aproximadamente 15 segundos duró el temblor que causó pánico entre los pobladores y dejó en escombros gran parte de la arquitectura de más de cien años del pueblo.

Durante la mañana del viernes, varios equipos de rescate como el SAR, Defensa Civil, la Cruz Roja llegaron a la zona para ayudar a trasladar a los heridos a la ciudad de Cochabamba y Sucre.

Luego del sismo la mitad del pueblo quedó en escombros.

Las familias que perdieron sus casas en el sismo vivieron durante varios meses en las calles y en las plazas, algunos en carpas y otros a la intemperie por el miedo que tenían a las réplicas.

En Totora, donde el sismo también se sintió, no hubo reconstrucción de viviendas, pero algunas edificaciones dañadas fueron refaccionadas.

El Cono Sur seguirá temblando

A un poco más de diez días de haberse publicado un artículo en la revista científica británica Nature, en la que se revelaba que en la zona de Los Andes Centrales de Bolivia podría ocurrir un sismo de unos 8.9 grados de magnitud en la escala de Richter, la noche del miércoles y la mañana del jueves, la tierra de tres poblaciones del Cono Sur cochabambino (Aiquile, Totora y Mizque) tembló, aunque no en el nivel que la publicación predecía.

Según el reporte del Observatorio de San Calixto, a las 23:16 horas del miércoles se registró un sismo en la provincia Carrasco de Cochabamba, se produjo a 42 km al noreste de la población Mizque; 56km al norte de la población de Aiquile; 125 km al sur este de la ciudad de Cochabamba. El sismo tuvo una magnitud de 3.5 en la escala de Richter.

Asimismo otro evento sísmico de mayor registro fue la mañana del jueves a las 11:00 horas también en la provincia Carrasco de Cochabamba a 75 km al sur este de la población de Chimoré, 76 noreste de Totora y 160 km al este de la ciudad de Cochabamba con una magnitud de 4.2 en la escala de Richter.

Pero los dos sismos registrados en esta semana no serán los únicos, pues la zona es sísmica y con probabilidad de que de aquí a unos cinco o un poco más de veinte años sufra un movimiento telúrico muy similar al que sufrieron el 22 de mayo de 1998, cuando la tierra tembló en un nivel de 6.8 en la escala de Richter.

El Observatorio San Calixto aclaró que no existe ningún método que pueda predecir los terremotos y adelantó que el estudio que fue publicado en la revista Nature no sería el evento sísmico más próximo en el país.

De acuerdo a los estudios realizados por el Observatorio San Calixto, el municipio de Aiquile en la provincia Campero de Cochabamba podría ser el lugar donde se presente el próximo sismo en Bolivia, debido a que en este sector existe una falla sísmica y ya fue escenario de varios terremotos.

Así afirmó la directora del Observatorio San Calixto, Estela Minaya, quien indicó que el nuevo terremoto podría producirse entre los años 2016 y el 2031 por la falla activa que existe en esa zona.

Justificó el cálculo de estas fechas pon los intervalos de tiempo en los que ocurrieron otros sismos en el mismo municipio.

Recordó que durante los años 1925, 1958, 1976 y 1998 se produjeron terremotos en ese sector.

“Estamos próximos al tiempo en el que se podría repetir un terremoto en Aiquile y las autoridades y la gente deben tomar las previsiones y la conciencia de esto”, dijo Minaya.

Asimismo, explicó que los sismos se dan en Aiquile porque dentro de la tierra hay zonas que son más frágiles donde se generan movimientos que están asociados a la Placa Tectónica de Nazca.

Otro de los aspectos que se tomó en cuenta para determinar un nuevo terremoto en esa zona es que los procesos geológicos son repetitivos y se dan en tiempos continuos luego de acumular energía.

LOS ESTUDIOS

El estudio de los riesgos sísmicos se dividen en dos partes; una dedicada a la amenaza sísmica y otra a la vulnerabilidad que tiene que ver con el riesgo y las estructuras construidas.

El Observatorio San Calixto solamente se enfoca en determinar las zonas de amenaza sísmica de acuerdo a dos procedimientos: el primero se refiere a un control de la información sísmica con datos históricos de otros eventos, y la segunda forma de poder hacerlo es analizando las fallas sísmicas que podrían volver a activarse.

Sin embargo, Minaya reconoce que en Bolivia todavía no existen estudios de las zonas sísmicas respecto a estos dos temas y que recién se está compilando la información para hacer la zonificación sísmica y determinar las fuentes sismogénicas.

LOS ANDES CENTRALES

La publicación realizada por la revista científica Nature, que anuncia que habrá un terremoto en la zona de los Andes Centrales de Bolivia, es un aporte muy importante para el país, pero Minaya estima que este evento podría ocurrir en un tiempo mínimo de 300 a 400 años y en un tiempo máximo de 1.000 años.

Si se van generando rupturas en el área y se disminuye la dimensión también se reduce la magnitud del sismo y, por tanto, disminuye ese periodo. Puede ocurrir en unos 300 a 400 años con una magnitud menor o con una magnitud mayor que sería la de 8.9 grados en caso de que ocurra en 1.000 años.

Minaya manifestó que con la metodología de la paleosismicidad, que consiste en abrir una trinchera y hacer una evaluación de varios lados de la tierra para ver si existe la falla, se puede conocer con mayor exactitud la fecha en la que se presentará el evento.

“Este método lo hemos aplicado a una falla que existe en la ciudad de El Alto y nos ha indicado que allí han existido bastantes sismos, pero con periodos grandes”, agregó.

SITUACIÓN EN

COCHABAMBA

En Cochabamba existen varias zonas sismogénicas donde han ocurrido terremotos y son las de Sipe Sipe, Arque, Chapare, Aiquile, Totora y Mizque.

Minaya también manifestó que existe una falla que rodea toda la parte norte de la ciudad de Cochabamba, la misma que está siendo estudiada para ver cuál es el grado de amenaza.

La falla se encontraría cerca a la zona de la Cota 2750 en el Parque Tunari.

Una zona donde frecuentemente ocurren sismos que no ocasionan daños estructurales es el Chapare.

Según el Observatorio San Calixto, en el Chapare la sismicidad es muy frágil porque hay muchas fracturas en el suelo y la humedad y la lluvia hacen que se vuelva vulnerable la zona.

Minaya indicó que los sismos que se presentan en el Chapare cochabambino son menores o iguales a los tres grados en la escala de Richter y por eso muy pocas personas sienten los movimientos de tierra.

Explicó que el acumulo de energía para generar un sismo es muy corto y ese periodo hace que el movimiento de tierra no sea muy grande.

“Lo que pasa en el Chapare es que se acumula la energía en un periodo corto de tiempo y eso es mejor porque se disipa con una menor magnitud”, dijo a tiempo de manifestar que en este sector no se han presentado daños materiales y humanos por estos temblores.

Bolivia ya registró sismo de 8.9

El terremoto de mayor magnitud registrado en Bolivia se produjo el 9 de junio de 1994 en la zona central de las provincias Iturralde de La Paz y Ballivián del Beni.

Según los datos obtenidos por el Observatorio San Calixto, el terremoto de 8.9 grados de magnitud en la escala de Richter se sintió en casi todo el país y en el resto del continente

En Pando, el terremoto provocó rajaduras en paredes y movimiento de las cabañas; en San Joaquín, Santa Ana de Yacuma y Trinidad alarmó a los pobladores que salieron a las calles.

El sismo, considerado el más fuerte en la historia del país, se produjo a 630 kilómetros de profundidad por lo que no dejó víctimas.

Sin embargo, el terremoto fue sentido en varias capitales de Sudamérica y en algunas de Norteamérica. Causó muertos en la sierra del Perú y heridos en Río Branco, Brasil.

HISTORIA DE

LOS SISMOS

Con un terremoto que se sintió en Potosí en 1581 se inició la historia sísmica de Bolivia. En esa época no se contaban con equipos de medición sismológica ni instituciones a cargo de este tipo de trabajo.

En ese mismo departamento cinco terremotos más fueron sentidos entre los años 1662 y 1851.

La bóveda de la Catedral de Chuquisaca fue destruida por un terremoto en noviembre de 1650, y en 1845 otro terremoto en Santa Cruz causó daños en las construcciones de adobe.

En Villa Tunari, en el año 1871, otro terremoto causó daños cerca del pueblo.

Según datos históricos, en 1887 y 1899 dos fuertes terremotos se produjeron en Yacuiba. El último ocurrido un 23 de marzo con una magnitud de 6.3 en la escala de Richter y una intensidad de VIII grados en la escala de Mercalli, que dejó tres personas muertas y varias heridas, además de destruir y afectar las casas de ese municipio tarijeño. Este sismo también afectó varias localidades de la provincia Salta en Argentina.

En el último siglo, unos 49 sismos causaron daños en la región central y occidental de Bolivia.

El 23 de julio de 1909 en Sipe Sipe un movimiento telúrico provocó 15 muertos y la destrucción de varias viviendas.

El 25 de octubre de 1925 Aiquile fue afectada por un terremoto. En el mismo municipio, el 1 de septiembre de 1958 otro sismo destruyó casas de adobe y dejó algunos heridos. Dieciocho años después, el 22 de febrero de 1976 volvió a temblar la tierra en Aiquile alarmando a los pobladores.

En la ciudad de Cochabamba el 25 de diciembre de 1942 y el 18 de febrero de 1943 se sintieron dos terremotos, el segundo causó la destrucción de viviendas de adobe.

El 19 de octubre de 1959 otro movimiento causó alarma en Cochabamba, al igual que el sismo sentido el 12 de mayo de 1972, donde algunas viviendas resultaron rajadas.

En Ivirgarzama, ubicado en la zona del trópico, el 23 de julio de 1981 un terremoto ocasionó el desplazamiento horizontal de la losa central del puente de esa población.

En la misma zona, el 9 de mayo y 19 de junio de 1986 tres sismos causaron alarma entre los pobladores.

SUCRE Y SANTA CRUZ

En la capital del país, Sucre, el 27 de marzo de 1948 un fuerte temblor destruyó la ciudad dejando tres muertos y varios heridos y algunas construcciones coloniales de adobe quedaron destruidas, mientras que el Gobierno declaró zona de desastre para afrontar las pérdidas materiales.

En Consata Mapiri, La Paz el 24 de febrero de 1947, un fuerte movimiento de una magnitud 6.4 destruyó casas y provocó hundimientos y deslizamientos de tierra. El terremoto mató al ganado y destruyó los cultivos de los campesinos.

El 26 de agosto de 1957 la tierra de Postrervalle, situado al sur de San Cruz, tembló. Allí destruyó viviendas de adobe, pero no se reportaron heridos.

Luego de muchos años, el 9 de junio de 1994, en la provincias Iturralde de La Paz y Ballivián del Beni se produjo el sismo más fuerte del país que fue mencionado con anterioridad en esta nota.

En Comujo, Oruro, el 6 de noviembre de 1995, ocurrió un terremoto de magnitud 5.3 en la escala de Richter que destruyó gran parte de esta población. Allí casi todas las viviendas de adobe quedaron en escombros y se reportó un herido.

El terremoto más devastador de la historia del país por los daños materiales y la pérdida de vidas fue el 22 de mayo de 1998 en la zona de Totora, Aiquile y Mizque.

El sismo de una magnitud de 6.5 en la escala de Richter causó la muerte de más de medio centenar de personas y dejó en escombros a la población de Aiquile ocasionando además serios daños en estructuras coloniales del municipio de Totora y Mizque.

En la población de Coipasa el 4 de abril del 2001 un terremoto de magnitud 4.6 causó rajaduras de viviendas de adobe.

En la última década se han registrado en varias regiones del país, como Cochabamba, Potosí, La Paz y Tarija una serie de sismos de magnitudes menores a los 4 y 3 grados en no ocasionaron daños personales ni materiales en la población. Sin embargo, los pequeños sismos son sentidos en las zonas donde se presentan.

Según expertos, en Bolivia se registran constantes movimientos de tierra, pero afortunadamente ninguno, hasta ahora, se asemejan a los reportados en Chile, Haití, Japón u otros países del mundo, donde miles de personas murieron, otras tantas quedaron heridas y hubo millonarias pérdidas.

Nueve temblores en este año

Según datos de sismicidad del Observatorio San Calixto, en el territorio nacional se sintieron nueve sismos hasta el 15 de mayo.

De estos movimientos de tierra registrados seis son sismos intermedios y tres superficiales.

El primer sismo del año se registró en la localidad de Sur Chichas, Potosí, con una magnitud de 5.1 en la escala de Richter. El segundo el 9 de febrero en el Gran Chaco, Tarija, con una intensidad de 4 grados, por su profundidad este último no fue sentido por la población.

El tercer movimiento de tierra del año se produjo el 13 de marzo en la localidad de Quijarro en Potosí con una magnitud de 4.6 en la escala de Richter.

El 1 de abril en Nor Lípez, Potosí, se registró un sismo intermedio con una magnitud de 4.9 grados.

El 27 de abril se reportaron tres sismos; uno en la localidad de Quijarro de 4.8, otro en Nor Lípez de 4.1 y en Punata, Cochabamba, de 3.8 de magnitud. Este último fue superficial por lo que la población sintió, mientras que los dos primeros fueron profundos.

Según San Calixto, uno de los últimos temblores, en lo que va de este año, se produjo el 13 de mayo en Capinota,

Cochabamba con 3.8 grados. Asimismo, está el temblor

“intermedio” reportado el 16 de mayo en Sur Lípez, Potosí con 3.5 de magnitud.

La Tierra no está más agitada, la humanidad es más vulnerable, afirma experto

Pese a los últimos terremotos en América, Europa y Asia, la Tierra no está más agitada en comparación a cualquier otro siglo, lo que pasa es que la humanidad es más vulnerable, aseguró a Efe Hugo Yepes, uno de los principales sismólogos ecuatorianos.



"No hay un cambio en lo que se podría entender como la actividad telúrica normal del planeta" si se compara con los registros "de cualquier año estándar o en cualquier siglo estándar (...). La gran diferencia está relacionada a que hay mucha más vulnerabilidad", explicó Yepes.

"Tal vez, hay un poco más de terremotos muy grandes, pero éstos tampoco no tenemos porque no esperarlos", porque ya han ocurrido en el pasado, precisó.

El director del Instituto Geofísico (IG) de la Escuela Politécnica Nacional de Ecuador insistió en que también el número de erupciones observadas en el último decenio es similar al anterior, aunque ahora hay asentamientos humanos muy cerca de los volcanes.

Por ejemplo, dijo, "el último terremoto ocurrido en el sur de España no es un terremoto sorpresivo, esa es la zona sísmica de España; sin embargo, lo que sí es sorpresivo es que los edificios modernos colapsen".

También "hemos tenido en el último año erupciones con víctimas en el volcán Merapi en Indonesia", donde la gente llegó a poblar zonas próximas a su cráter, apuntó Yepes, que el pasado 13 de abril recibió el premio "Frank Press Public Service" por parte de la Sociedad Sismológica Estadounidense.

El experto dijo que en el futuro este tipo de eventos con muchas víctimas "se van a constituir, no en excepciones, sino en la regla", puesto que el desarrollo económico también ha generado "vulnerabilidades", que representan grandes riesgos.

Por eso, explicó que el IG alista un nuevo Mapa de Amenazas Sísmicas de Ecuador, que podrá usarse para la planificación de la gestión pública y privada, en cooperación con científicos de Francia.

Se enmarca en un proyecto internacional conocido como "Modelo Global de Terremotos (Global Earthquacke Model)", cuyos resultados están a punto de salir, precisó Yepes.

El estudio nacional empezará por Quito, una ciudad andina rodeada por montañas, cruzada por fallas geológicas y situada al pie del volcán activo Guagua Pichincha, que entró en erupción en 1999.

Su meta es "establecer las curvas de fragilidad, la posibilidad de daños que tienen las estructuras construidas" en las ciudades, como paso previo a señalar "de manera más cuantitativa, también las soluciones", explicó.

El IG ya efectuó ese un estudio similar en 1994, que según Yepes fue "un trabajo pionero en Latinoamérica" y sirvió como demostración para un plan mundial, impulsado entonces por Naciones Unidas, que se denominó "Proyecto Radius".

El nuevo análisis será una continuación de ese proyecto, pero debe ir acompañada de otras acciones en muchos ámbitos, sobre todo en la educación, para crear mayor conciencia sobre los riesgos, dijo el sismólogo.

"Los terremotos y las erupciones volcánicas tienen un gran problema respecto a la memoria histórica, pues no necesariamente ocurren dentro de una dos o tres generaciones, y eso hace que rápidamente nos olvidemos", señaló Yepes.

También reclamó mayor apoyo del sector público para investigación y puso como ejemplo su institución, en la que convergen científicos de alto nivel, pero que perciben sueldos muy bajos.

Yepes dijo que incluso el premio que recibió recientemente de la Sociedad Sismológica Estadounidense, por su trabajo para prevenir y mitigar los efectos de catástrofes en su país y en Latinoamérica, también es un reconocimiento a las difíciles condiciones en las que el Instituto Geofísico efectúa su labor.

No obstante, admitió que el empeño de él y sus colegas del IG, les ha llevado a sobrellevar los problemas, aunque ello suponga "no tener casi tiempo" para nada más.

Esa dedicación y perseverancia a permanecer en vigilia de volcanes y sismos tiene también otro tipo de recompensas, como el de la gente que agradece la labor.

Algunos de sus compatriotas le llaman "el padre de los volcanes" ecuatorianos, mote que no acepta, aunque admite que a estos colosos de granito los vigila como a sus hijos. EFE

La ceniza del volcán islandés anula unos 250 vuelos en Europa

Unos 250 vuelos han sido anulados hoy como consecuencia de la nube de cenizas provocada por la erupción del volcán islandés Grimsvötn, según ha anunciado la Agencia Europea para la Seguridad en la Navegación Aérea (Eurocontrol).
Brian Flynn, responsable de operaciones de la agencia, ha explicado a través de la red social Twitter que las cenizas cubren hoy la mayor parte de Escocia e Irlanda del Norte y se desplazarán a lo largo del día para afectar al sur de Escandinavia, Dinamarca y, probablemente, el norte de Alemania.
Las autoridades noruegas anunciaron hoy el cierre parcial de su espacio aéreo a partir de las 06.00 GMT a causa de concentraciones medias de ceniza.
Flynn ha indicado que la nube volcánica podría seguir su curso hacia el sur conforme avance la semana, acercándose a Francia y España, aunque ha advertido de que las previsiones aún no son precisas.
Según Eurocontrol, el volcán islandés continúa en erupción, pero de forma algo menos intensa que en días anteriores, por lo que la concentración de cenizas en el aire es menor.
Los bajos niveles de concentración no impiden a los aviones volar, según ha recordado Flynn, mientras que en casos de alta concentración depende del tipo de aeronave y de otras circunstancias.
El Grimsvötn, el volcán más activo de Islandia, entró en erupción el pasado sábado.
Esta erupción llega después de que el pasado año un fenómeno similar en el Eyjafjallajökull, otro volcán islandés, paralizase el tráfico aéreo europeo durante varias semanas.
La Unión Europea activó ayer una célula de coordinación de crisis para responder con rapidez y de manera ordenada al posible impacto de la nube volcánica.
El grupo, que reúne a la Comisión Europea (CE), las aerolíneas europeas, los aeropuertos, las autoridades nacionales de aviación y Eurocontrol emitirá directrices para clarificar en qué condiciones se podrá o no volar.

EEUU cuenta sus muertos en Misuri y advierten más tornados

La ciudad de Joplin, Misuri, cuenta sus muertos y ya suma 116, según el último balance ofrecido por las autoridades, después de que el domingo por la tarde se hiciera de noche sin previo aviso y un tornado azotara la ciudad hasta convertirla casi en ruinas.

Entre tanto, los meteorólogos han advertido sobre la posibilidad de que se produzcan más tornados hoy en Kansas, Arkansas, Nebraska Oklahoma, el norte de Texas y el oeste de Misuri, mientras la ciudad de Joplin comienza la limpieza tras un tornado que produjo al menos 116 víctimas mortales.
El Servicio meteorológico Nacional advirtió no obstante que hay un 45 por ciento de probabilidades de otra serie de tornados, particularmente desde media tarde a medianoche de hoy.
"Se está conformando una situación muy grave y es posible, si no probable, que pasemos al nivel de alerta máxima en las próximas horas a medida que recolectamos más información", dijo Russel Schneider, director del Centro de Pronóstico de Tormentas en Norman, Oklahoma.
En declaraciones al diario The Kansas City Star, Schneider dijo que las ciudades que podrían ser afectadas por tornados hoy incluyen a Joplin, Wichita, Kansas City, Topeka, Oklahoma City y Tulsa.
El tornado que el domingo en la noche dejó una franja de destrucción de un kilómetro de ancho en la ciudad de Joplin, 270 kilómetros al sur de Kansas City, fue el más mortífero desde 1953 cuando otro de estos fenómenos mató a 115 personas en Flint, Michigan.
Durante el fin de semana pasado el Servicio Meteorológico Nacional registró al menos 68 tornados en el Medio Oeste después de que abril marcó un récord de 875 tornados en todo el país. El número más alto de tornados anteriormente fue de 267 en abril de 1974.
Pero Scheneider puso una nota de cautela en cuanto a las cifras y dijo que este número ha subido notablemente en años recientes debido a la llegada de radares más avanzados y la telefonía celular que facilita la información.


Ayer, los equipos de rescate lograron encontrar entre los escombros a siete personas con vida. Las informaciones que llegan de la zona describen el panorama como "una zona de guerra", con cientos de heridos atendidos en los hospitales que se están quedando sin suministros y con la parte sur de la ciudad aplastada como si un castillo de naipes se hubiera derrumbado.

El director del Servicio Meteorológico Nacional, Jack Hayes, ha explicado a Reuters que las estimaciones preliminares apuntan a que el tornado fue de una magnitud EF4 -en una escala del 0 al 5- y tuvo vientos de entre 305 y 318 kilómetros por hora. Llegó a tener más de un kilómetro de ancho en un momento de su recorrido, de unos 6,4 kilómetros, ha añadido la Agencia Estatal de Respuesta de Emergencias de Missouri.
Además, esta agencia ha lanzado una advertencia: esta misma tarde podría producirse otro tornado. Sus cálculos son de un 45 por ciento de probabilidades. La Agencia ha advertido sobre esto a los estados de Texas, Oklahoma, Arkansas, Misuri y Nebraska. El Centro de Predicción de Tormentas va más allá al mantener prevenidas a las ciudades de Kansas City, Dallas, Topeka, Wichita, Oklahoma City y Tulsa. Joplin, de unos 50.000 habitantes, podría verse igualmente afectada.
Sin tiempo para buscar refugio
Es el tornado más mortífero ocurrido en todo el país desde que el Servicio Meteorológico Nacional comenzó a registrar información hace 61 años, por encima del que en 1953 dejó 115 muertos en Flint (Michigan).
Los habitantes de Joplin tan sólo tuvieron 20 minutos para ponerse a salvo, ya que fue entonces cuando las 25 sirenas de emergencia de la localidad comenzaron a avisar de la cercanía del tornado, según ha explicado el director del centro de emergencias del condado de Jasper, Keith Stammers. Las imágenes que dejó el tornado son desoladoras: los coches aparecen amontonados unos encimas de los otros, aplastados como latas de cerveza en algunos casos; árboles arrancados de cuajo con testimonios de personas afirmando haberlos visto pasar volando; un hospital fuera de servicio después de que se desprendiera parte de su techo y las ventanas de la fachada; barrios enteros aplastados...
En el hospital local había 180 pacientes cuando llegó el tornado. Muchos vieron cómo el viento se llevaba ventanas y el tejado e incluso el aparato de rayos X, que apareció a 112 km del lugar. Seis de los fallecidos confirmados murieron en el hospital, según ha confirmado una portavoz del centro, Joanne Cox. Cinco eran pacientes de la unidad de cuidados intensivos, personas cuyas vidas dependían de los aparatos de respiración artificial que perdieron la conexión a la red por el tornado, explica Reuters.
Los forenses de varios condados estaban preparando morgues improvisadas para dar cabida a los numerosos cadáveres que se iban acumulando. Equipos con bolsas para guardar esos cadáveres han sido enviados a una de las zonas más devastada de la ciudad, donde la gente perdió la vida mientras hacía compras en un centro comercial. "Uno ve las fotos de la Segunda Guerra Mundial, la devastación tras los bombardeos y está viendo Joplin", ha declarado a Associated Press Kerry Sachetta, director de un instituto que hoy ya no tiene ni uno de sus muros en pie. El jefe de los bomberos de Joplin, Mitch Randles, estima que entre el 25 por ciento y el 30 por ciento de la ciudad ha sido destruida.
Randles informó que su propia casa ha sido víctima del tornado que ha dejado sin hogar (fotos) a una buena parte de una población total de 50.000 habitantes a unos 250 kilómetros al sur de Kansas City. "Como estado, estamos desplegando cada agencia y recurso disponibles para mantener a salvo a las familias de Misuri, así como para buscar a los desaparecidos, proveer servicios médicos de emergencia y empezar el proceso de recuperación", ha dicho.
El tornado de Joplin fue uno de los 68 que se sucedieron a lo largo de siete Estados del medio Oeste durante el fin de semana, desde Oklahoma hasta Wisconsin, según el Centro de Prevención de Tormentas del Servicio Nacional del Tiempo. Pero sin lugar a dudas, la devastación de Misuri ha sido la peor de todas, trayendo a la memoria reciente los tornados que mataron a más de 300 personas en el sur del país el pasado mes.
El presidente Barack Obama, que hoy se encuentra en Londres, ha anunciado que visitará Joplin el domingo, para coordinar en el terreno las labores de reconstrucción. Obama ha dicho que el domingo se reunirá con familiares de las víctimas, además de "rezar con ellas y asegurarles que contarán con toda la ayuda que necesiten", explicó. "Todo lo que podemos hacer es decirles que toda América está profundamente afectada y que vamos a hacer absolutamente todo lo que podamos para asegurarnos de que se reponen a la catástrofe". Obama ha añadido: "Como todos los americanos, hemos estado monitoreando lo que está ocurriendo y tenemos el corazón roto por las imágenes que hemos visto".
El portavoz de la Casa Blanca, Nicholas Shapiro, añadió que el Presidente ha ordenado al administrador de la Agencia Federal de Respuesta a Emergencias, Craig Fugate, y a un equipo de respuesta nombrado para la ocasión que coordinen los esfuerzos federales de asistencia.

Un tornado deja 116 muertos y cuantiosos daños en Misuri

Un devastador tornado golpeó ayer con fuerza a la ciudad de Joplin, Misuri, que quedó prácticamente destrozada con cientos de heridos y, según una cifra preliminar, al menos 116 muertos.

El gobernador de Misuri, Jay Nixon, declaró el estado de emergencia y ordenó el despliegue de la Guardia Nacional y de los equipos de atención médica para ayudar en el rescate de las víctimas.

El impacto directo del tornado en esta ciudad, que tiene unos 50 mil habitantes, ha causado una devastación similar a la que sufrió la localidad de Tuscaloosa, en Alabama, el mes pasado, donde murieron 30 personas. “Es tan devastador que en este momento no alcanzamos a entender” qué pasó, dijo a la AFP Rob Capilla, un médico forense del condado de Jasper, donde se encuentra Joplin.

“Parece una zona de guerra”, dijo Scott Meeker, reportero de The Joplin Globe, quien agregó que el hospital local Memorial Hall fue “rápidamente desbordado” por el número de heridos que llegaban “por cientos” y por la falta de medicamentos o equipos.

“Una escuela se ha transformado en un centro” para los heridos, dijo.

Para borrar los daños y rescatar a las víctimas, el gobernador de Misuri, Jay Nixon, declaró el estado de emergencia y solicitó la intervención de la Guardia Nacional.

La situación es peligrosa. Vemos imágenes de los postes eléctricos arrancados, casas destruidas por los árboles (...) Ésta es una advertencia a la gente: el peligro no ha pasado, la situación sigue precaria”, dijo el gobernador Nixon a CNN.

El sábado, un tornado mortal también golpeó la ciudad de Reading, en el este de Kansas (centro), dejó un muerto. Otro tornado causó la muerte de una persona el domingo en Minneapolis (norte), en Minnesota, e hirió al menos a 30 más.

En el transcurso de abril, los tornados que golpearon el sureste de Estados Unidos dejaron 354 muertos y enormes daños, lo que, de acuerdo con el balance acumulado, lo convirtió en el mes más mortífero en casi un siglo por esa causa.

El diario local de la ciudad, Joplin Globe, narra en su página web el aspecto desolado que ha dejado el tornado a su paso, con las calles prácticamente intransitables por la caída de árboles y postes de la luz.

Los vehículos de emergencias trabajan por toda la ciudad para ayudar a las personas atrapadas y recogen a los ciudadanos heridos con el fin de llevarlos a los hospitales más cercanos. Muchos de los edificios públicos de la ciudad han resultado gravemente dañados, especialmente dos colegios de educación media y secundaria, así como el hospital regional St. John, que quedó prácticamente destruido.


Las ráfagas de viento alcanzaron hasta 320 km/h

Joplin - Afp

Casi un tercio de la ciudad se vio afectada por el tornado, un monstruo con ráfagas que alcanzaron los 320 km/h y que dejó una estela de destrucción 9,5 km de largo y 0,8 km de ancho, dijeron ayer funcionario estadounidenses al referirse al desastre causado por el fenómeno natural, en Joplin. Los equipos de rescate buscaban ayer sobrevivientes bajo los escombros de Joplin, pequeña ciudad de Misuri (centro), transformada en “zona de guerra” por el pasaje, la víspera, de un devastador tornado.

En total, unos 46 tornados golpearon durante el fin de semana en siete estados del centro y norte de Estados Unidos, según el Servicio Meteorológico Nacional norteamericano. Pero Joplin, una ciudad de 50 mil habitantes, situada a pocos kilómetros de Kansas y de Oklahoma, fue, por mucho, la más afectada por el mal tiempo. El tornado que arrasó Joplin fue el más mortífero en Estados Unidos después del ocurrido en Worcester (Massachusetts, noreste) en junio de 1953, con un saldo de 90 muertos.

Los equipos de rescate trabajaban el lunes para tratar de “encontrar sobrevivientes” y prestar asistencia a la población, dijo a la NBC el jefe de bomberos de la ciudad, Mitch Randles, quien contó que él mismo había perdido su casa. Medios estadounidenses reportaron que se escuchaban los gritos de auxilio de personas atrapadas entre los escombros. El presidente Barack Obama dirigió un mensaje de condolencia a los familiares de las víctimas desde su avión que lo llevaba a su gira europea, y aseguró que el Gobierno federal está preparado para ayudar a los afectados por el desastre.

lunes, 23 de mayo de 2011

Al menos 89 muertos tras el paso de un tornado en la ciudad Joplin, en EEUU

Al menos 89 personas han muerto tras el paso de un devastador tornado por la localidad de Joplin, en el estado de norteamericano de Misuri, informó hoy el gerente municipal de esa ciudad, Mark Rohr.

El responsable local del municipio ubicado en el suroeste de Misuri dijo a la prensa que el tornado aplastó edificios enteros y que podría haber más víctimas mortales.

Por su parte, el director de los servicios de emergencias de Joplin, Keith Stammer, calculó que entre una décima y una quinta parte de la ciudad ha quedado destruida tras el paso anoche del tornado.

"El área por donde cruzó el tornado está en el centro de la ciudad y tiene una alta densidad de población", señaló Stammer en declaraciones a la cadena CNN, antes de añadir que más de 40 agencias gubernamentales de Kansas, Arkansas, Oklahoma y Misuri se han sumado a las tareas de socorro.

De otro lado, el gobernador de Misuri, Jay Nixon, quien ayer ordenó la intervención de la Guardia Nacional del Estado, dijo que el tornado ha causado "una devastación total" y que "el hospital está derruido" y la escuela de secundaria también.

La portavoz de la municipalidad Lyn Ostot indicó que una franja de aproximadamente un kilómetro de ancho fue la más afectada por el paso del tornado en la ciudad, que tiene unos 50.000 habitantes.

La fuerza del tornado lo muestra el hecho de que residentes en el condado Dade, a unos 110 kilómetros de Joplin, encontraron hoy en sus jardines material procedente del hospital Saint John's, de Joplin.

Tornado deja un muerto y destruye unas 20 casas

Un tornado azotó una pequeña población de la región este del estado de Kansas, mató a una persona y destruyó al menos 20 casas a su paso mientras fuertes tormentas eléctricas se registraron en la región acompañadas por granizo del tamaño de pelotas de béisbol, informaron el domingo las autoridades.

Un hombre fue declarado muerto poco después de ser trasladado al Hospital Regional Newman en Emporia, a unos 32 kilómetros (20 millas) del lugar donde pasó el tornado el sábado por la noche en el poblado de Reading, informó la supervisora del hospital Deb Gould.

"Espero que esto haya terminado para nosotros", dijo Gould y destacó que las autoridades locales seguían en el sitio del paso del tornado en Reading, ubicado aproximadamente a 80 kilómetros (50 millas) al sur de Topeka.

El sábado por la noche, cerca de 200 casas sufrieron daños en la población de 250 habitantes y en sus alrededores, destacó la vocera de la División de Kansas de la Oficina de Control de Emergencias, Sharon Watson.

Cinco personas resultaron heridas en total, aparte de la víctima fatal, dijo Watson, quien no dio detalles sobre las lesiones. Tampoco mencionó si los heridos fueron hospitalizados.

La oficina de correos y el edificio de Bomberos Voluntarios sufrieron daños y todas las carreteras de acceso y salida a la población fueron cerradas.

El sismo elevó tres metros el fondo del mar

La corteza terrestre dio un monumental golpe y desplazó decenas de metros el fondo del mar cuando el pasado 11 de marzo un terremoto de 9 grados Richter azotó la costa de Japón causando un gran tsunami. Un estudio recién publicado en la revista “Science” indica que una banda del fondo marino de 20 metros de ancho se elevó tres metros verticalmente.

Mariko Sato y varios colegas de la Universidad de Tokio han podido analizar los datos recogidos por una serie de aparatos de observación situados en la base del océano. Curiosamente, entre los años 2000 y 2004 habían colocado cinco aparatos muy cerca del foco del terremoto del 11 de marzo.

Desplazamiento entre 5 y 24 metros. Cruzando esos datos junto con las mediciones de GPS y los registros de ondas acústicas, los autores del artículo en Science han podido confirmar que hubo una larga banda de terreno, de varios kilómetros de largo, que se desplazó horizontalmente entre cinco y 24 metros a lo largo del fondo del mar. Ademas, esa banda de corteza marina dio un “brinco” vertical de entre 80 centímetros y tres metros de alto. Fue en la zona más cercana al epicentro donde se registró el mayor movimiento: 24 metros en horizontal y tres metros en altura.

El efecto generador de tsunamis. Ese es precisamente el tipo de movimiento que genera tsunamis como el del 11 de marzo. Al desplazarse hacia arriba, la corteza empuja el volumen de agua que tiene encima y empieza a desplazarla en todas direcciones. Es el mismo efecto que se observa cuando se da un golpe hacia arriba con la mano en la base de un vaso.

Los investigadores terminan haciendo una valoración de cuánta parte de la corteza se vio afectada por el movimiento. No tienen observaciones completas para poderlo demostrar, pero estiman que ese movimiento de traslación y de elevación registrado afectó a una banda del fondo marino de 70 kilómetros de longitud.


Un tsunami grande a futuro

Los movimientos cerca de la fosa que causó el sismo, advierten de que un terremoto podría generar un tsunami inusualmente grande en el futuro.

Grandes desastres en la Tierra

En los últimos años, el planeta ha sufrido una serie de grandes perturbaciones naturales, en Haití, en Chile, en Nueva Zelanda y en birmania.

Sismo de 3,2 sacude a Cuba

Un sismo de 3,2 grados en la escala de Richter fue perceptible hoy en el este de Cuba, cuando se desarrollaba en la isla la última etapa del ejercicio nacional "Meteoro-2011", centrado en acciones de preparación para enfrentar casos de desastres naturales, informaron medios oficiales.
El temblor de tierra no causó víctimas ni daños materiales y fue localizado ayer en la provincia de Santiago de Cuba a 11.9 kilómetros al este-noroeste de la montaña de la Gran Piedra y a una profundidad de 25 kilómetros por el Servicio Sismológico Nacional, según un reporte de la televisión estatal.

Entrenamiento. En Santiago de Cuba, situada a unos 860 kilómetros al este de La Habana, se desarrollaron entrenamientos prácticos dirigidos por la Defensa Civil, como evacuaciones, acciones de rescate y salvamento, para enfrentar riesgos de inundaciones y otros tipos de catástrofes naturales o accidentes.
El Jefe del Estado mayor General de la Defensa Civil de la isla, el general Ramón Pardo, señaló que el ejercicio "Meteoro" tiene como principal objetivo "reducir al mínimo" las vulnerabilidades asociadas a situaciones climatológicas como los huracanes y otros desastres como la aguda sequía que azota gran parte del país.

Preparados para cualquier emergencia. Los especialistas del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología de Cuba prevén que la próxima temporada ciclónica - entre el 1 de junio y el 30 de noviembre- será "menos activa" que la anterior, aunque advierten que tal predicción "no significa" que los cubanos puedan relajarse.

Las estrategias de Meteoro . El "Meteoro" es una experiencia de adiestramiento que se realiza en Cuba desde 1986, en principio solo dirigida a órganos de dirección para enfrentar los peligros que representan los organismos ciclónicos.
Desde mediados de los años '90 las actividades del ejercicio se generalizaron a otros fenómenos de origen natural, sanitarios o tecnológicos, o una combinación de estos.
El viernes también tembló Cuba
El pasado viernes Un sismo de magnitud 5,6 sacudió a la ciudad de Guantánamo y a la aledaña base naval estadounidense, generando pánico entre los habitantes y causando grietas en algunos edificios.
SISMO
Dos temblores sacuden la tierra de Fidel Castro

 
El viernes  el epicentro del temblor se ubicó a unos 43 kilómetros al sudoeste de Guantánamo y tuvo una profundidad de 22 kilómetros, precisó el Servicio Geológico de Estados Unidos; no hubo heridos, aunque se observaron algunas grietas en varios edificios.

Habitantes,  los residentes dijeron haber sentido "el sacudón". "Fue grandísimo. Yo estaba en la computadora y de momento sentí el sacudón fuerte y bajamos a la calle. En el centro de la ciudad no ha pasado nada, está todo normal", dijo la cubana Lissett Foster, propietaria de una casa que alquila a extranjeros.

Incendios disparan la alarma en Rusia

Alrededor de medio millar de incendios forestales están activos en Rusia, lo que ha disparado la alarma de las autoridades, según informó hoy el Ministerio de Situaciones de Emergencia.

Los incendios, alimentados por las inusualmente altas temperaturas para esta época del año, se extienden ya por una superficie de más de 110 mil hectáreas de bosques, pastizales y turberas en todo el país, según las agencias rusas.

La zona más afectada es Siberia y el Lejano Oriente, en particular la república de Saja, la región de Amur y el territorio de Krasnoyarsk, donde cerca de dos mil personas participan en las labores de extinción.

La mayoría de incendios han sido provocados, según un comunicado ministerial.

Las autoridades han incoado ya 74 procesos administrativos contra excursionistas que infringieron la legislación contra incendios al encender hogueras en lugares no autorizados.

Las autoridades han registrado ya más de 8 mil 500 focos de fuego que arrasaron 290 mil hectáreas, el doble que el año pasado por esta época.

Recientemente, el presidente ruso, Dmitri Medvédev, aprobó una ley de voluntariado para sofocar los incendios, ante la falta de personal.

"Esa ley es un documento importante que permitirá aunar los esfuerzos tanto de organismos estatales, como de civiles dispuestos a combatir este horrible desastre natural" , aseguró.

Las autoridades esperan que varios cientos de miles de personas se inscriban como miembros de los equipos de bomberos como voluntarios contra los incendios.

En Rusia se registró el pasado año la más abrasadora ola de calor de las últimas décadas, que estuvo acompañada de una devastadora sequía y de numerosos incendios forestales.

Todos estos factores dispararon los índices de mortalidad, arrasaron más de un millón de hectáreas de bosques y acabaron con la cuarta parte de la cosecha de cereales.

Según datos oficiales, Rusia perdió entonces 1.6 millones de hectáreas de bosques y pastizales a causa del fuego.

Si bien en 2010 la superficie arrasada por el fuego fue inferior a la de temporadas anteriores, los incendios se cebaron en la regiones más pobladas de la parte europea de Rusia, por lo que su impacto fue mucho mayor.

Sin embargo, la organización ecologista Centro de Conservación de la Biodiversidad considera que el área de bosques arrasada el año pasado en Rusia ascendió a entre 10 y 12 millones de hectáreas.
Alrededor de medio millar de incendios forestales están activos en Rusia, lo que ha disparado la alarma de las autoridades, según informó hoy el Ministerio de Situaciones de Emergencia.
Los incendios, alimentados por las inusualmente altas temperaturas para esta época del año, se extienden ya por una superficie de más de 110 mil hectáreas de bosques, pastizales y turberas en todo el país, según las agencias rusas.
La zona más afectada es Siberia y el Lejano Oriente, en particular la república de Saja, la región de Amur y el territorio de Krasnoyarsk, donde cerca de dos mil personas participan en las labores de extinción.
La mayoría de incendios han sido provocados, según un comunicado ministerial.
Las autoridades han incoado ya 74 procesos administrativos contra excursionistas que infringieron la legislación contra incendios al encender hogueras en lugares no autorizados.
Las autoridades han registrado ya más de 8 mil 500 focos de fuego que arrasaron 290 mil  hectáreas, el doble que el año pasado por esta época.
Recientemente, el presidente ruso, Dmitri Medvédev, aprobó una ley de voluntariado para sofocar los incendios, ante la falta de personal.
"Esa ley es un documento importante que permitirá aunar los esfuerzos tanto de organismos estatales, como de civiles dispuestos a combatir este horrible desastre natural" , aseguró.
Las autoridades esperan que varios cientos de miles de personas se inscriban como miembros de los equipos de bomberos como voluntarios contra los incendios.
En Rusia se registró el pasado año la más abrasadora ola de calor de las últimas décadas, que estuvo acompañada de una devastadora sequía y de numerosos incendios forestales.
Todos estos factores dispararon los índices de mortalidad, arrasaron más de un millón de hectáreas de bosques y acabaron con la cuarta parte de la cosecha de cereales.
Según datos oficiales, Rusia perdió entonces 1.6 millones de hectáreas de bosques y pastizales a causa del fuego.
Si bien en 2010 la superficie arrasada por el fuego fue inferior a la de temporadas anteriores, los incendios se cebaron en la regiones más pobladas de la parte europea de Rusia, por lo que su impacto fue mucho mayor.
Sin embargo, la organización ecologista Centro de Conservación de la Biodiversidad considera que el área de bosques arrasada el año pasado en Rusia ascendió a entre 10 y 12 millones de hectáreas.
Alrededor de medio millar de incendios forestales están activos en Rusia, lo que ha disparado la alarma de las autoridades, según informó hoy el Ministerio de Situaciones de Emergencia.
Los incendios, alimentados por las inusualmente altas temperaturas para esta época del año, se extienden ya por una superficie de más de 110 mil hectáreas de bosques, pastizales y turberas en todo el país, según las agencias rusas.
La zona más afectada es Siberia y el Lejano Oriente, en particular la república de Saja, la región de Amur y el territorio de Krasnoyarsk, donde cerca de dos mil personas participan en las labores de extinción.
La mayoría de incendios han sido provocados, según un comunicado ministerial.
Las autoridades han incoado ya 74 procesos administrativos contra excursionistas que infringieron la legislación contra incendios al encender hogueras en lugares no autorizados.
Las autoridades han registrado ya más de 8 mil 500 focos de fuego que arrasaron 290 mil  hectáreas, el doble que el año pasado por esta época.
Recientemente, el presidente ruso, Dmitri Medvédev, aprobó una ley de voluntariado para sofocar los incendios, ante la falta de personal.
"Esa ley es un documento importante que permitirá aunar los esfuerzos tanto de organismos estatales, como de civiles dispuestos a combatir este horrible desastre natural" , aseguró.
Las autoridades esperan que varios cientos de miles de personas se inscriban como miembros de los equipos de bomberos como voluntarios contra los incendios.
En Rusia se registró el pasado año la más abrasadora ola de calor de las últimas décadas, que estuvo acompañada de una devastadora sequía y de numerosos incendios forestales.
Todos estos factores dispararon los índices de mortalidad, arrasaron más de un millón de hectáreas de bosques y acabaron con la cuarta parte de la cosecha de cereales.
Según datos oficiales, Rusia perdió entonces 1.6 millones de hectáreas de bosques y pastizales a causa del fuego.
Si bien en 2010 la superficie arrasada por el fuego fue inferior a la de temporadas anteriores, los incendios se cebaron en la regiones más pobladas de la parte europea de Rusia, por lo que su impacto fue mucho mayor.
Sin embargo, la organización ecologista Centro de Conservación de la Biodiversidad considera que el área de bosques arrasada el año pasado en Rusia ascendió a entre 10 y 12 millones de hectáreas.
 

Japón: la planta del desastre perdió $us 15 mil millones

La agencia de noticias BBC Mundo, a través de su página web informó que la planta de energía nuclear japonesa quedó inoperable tras el sismo y el tsunami que devastaron el norte del país en marzo pasado y que todavía tiene un escape de radiación. El presidente de Tepco, Masataka Shimizu, renunció para poder hacerse cargo de la crisis nuclear de la planta.

En enero, antes del desastre, la gigante empresa de servicios mantenía un buen desempeño y preveía percibir robustas utilidades al final del 2011. Sin embargo, el devastador impacto que tuvo a causa del terremoto y el consecuente tsunami sobre la planta de Fukushima sumió a la firma en un déficit de más de $us 15.000 millones.

Ninguna empresa por fuera del sector financiero en Japón había antes registrado semejantes pérdidas.

Demandas. La empresa tiene que hacer frente a los costos de recuperación que impliquen el control del escape de radiación —que podría demorar hasta el fin del año— y, eventualmente, el próximo completo desmantelamiento de los reactores. La fábrica también cancelará los planes que tenía para construir otros dos reactores en la región.

Shimizu, como presidente de la compañía japonesa anunció su dimisión para encargarse de la limpieza de lo que se considera como el peor desastre nuclear desde Chernobyl (Rusia) hace 25 años. La autoridad próximamente será reemplazada en la presidencia por el gerente general, Toshio Nishizawa.

Según el corresponsal de la BBC en Tokio, Roland Buerk, el total de pérdidas de Tepco podría terminar siendo mucho más grande, debido a que la empresa fue severamente criticada por el manejo de la crisis; por esta razón, enfrenta demandas de compensación de 80.000 personas que fueron forzadas a abandonar sus hogares a raíz de la crisis.

Según la BBC, el total de las indemnizaciones podrían superar los 100.000 millones de dólares. Ante esta perspectiva, Tepco tomó varias determinaciones: está vendiendo sus activos, reduciendo salarios y considerando despidos. Tampoco pagará dividendos a sus accionistas por el resto del año.

A raíz del descalabro económico, Masataka Shimizu advirtió que el deterioro de la situación financiera de Tepco pone en duda que pueda continuar como una empresa viable. En respuesta a la preocupante situación, el Gobierno de Japón establecerá en los próximos días un fondo con dinero de los contribuyentes, con el fin de evitar el colapso de esta gigante empresa.

Detalles sobre TEPCO

Planta de producción, transmisión y distribución de electricidad, que suministra energía a la región de Kantō. Su casa matriz está en Chiyoda, y tiene oficinas en Washington y Londres.

Discriminación. Otra ‘herencia’ de Fukushima

Los japoneses son meticulosos, precisos, precavidos. Aman y cuidan los detalles, como se puede ver en una pintura de Hokusai, en un haikú de Basho, en una novela de Kawakami o en una película de Kurosawa.
Hasta el diseño de sus automóviles (Toyota, Mazda, Honda) es una maravilla de delicadeza y precisión. Tienen el sentido de lo público, además, y por esto quisieron convertir su peor tragedia histórica (Hiroshima y Nagasaki) en un milagro técnico: energía atómica pacífica, diseñada para la prosperidad. Sus centrales nucleares eran un orgullo nacional.
Todo en ellas estaba calculado (se suponía). Ni la más grave de las catástrofes naturales pondría en peligro su funcionamiento. Estaban construidas a prueba de terremoto. En el cuidadoso Japón del siglo XXI, no podía ocurrir lo que pasó en la atrasada Unión Soviética. Fukushima nunca sería un Chernóbil, pero lo es. Y como ocurre con la radiación nuclear, lo seguirá siendo durante siglos porque sus efectos no se pueden detener.
Desde que la central nuclear Fukushima Daiichi (Nº 1) diseminó partículas radiactivas sobre las regiones vecinas desde el sismo y el tsunami del 11 de marzo, la población dice sufrir más que nada de las consecuencias psicológicas.
La catástrofe nuclear tuvo repercusiones dramáticas sobre la agricultura, la pesca y el turismo, incluso en regiones consideradas fuera de peligro por las autoridades.
Algunos de los que huyeron de la prefectura de Fukushima después del accidente han sido rechazados en hoteles y sus hijos son víctimas de burlas.
"Siendo soltera, temo se considere que las mujeres de Fukushima no son una buena opción para formar una familia", dijo Yuma Ito, de 23 años, empleada en una sociedad de informática de Iwaki, ciudad al sur de Fukushima.
Los albergues para las personas evacuadas de un radio de 20 kilómetros alrededor de la central accidentada exigieron certificados probando que no estaban "’adiactivas’.
Un alumno de 16 años dijo haber escuchado que "algunos colegas suyos de Fukushima fueron blanco de burlas cuando llegaron a otras prefecturas".
El portavoz del Gobierno, Yukio Edano, condenó esas discriminaciones, recordando que "la radiactividad no es contagiosa".
La catástrofe también tuvo un impacto económico importante para los agricultores, cuyos productos son dejados de lado por los consumidores en Japón o en el extranjero, aún cuando algunos japoneses compran los productos en solidaridad con sus conciudadanos.
Sólo algunas verduras y productos lácteos originarios de Fukushima y de las prefecturas vecinas fueron prohibidos para la venta, pero la desconfianza se ha extendido al conjunto de los productos provenientes de la región.
Magoichi Shigihara, de 66 años, productor de pepinos en Nihonmatsu, ciudad a 55 kilómetros de la central nuclear de Fukushima, sufre las consecuencias, pese a que las prohibiciones no le conciernen.
"Necesitamos 45 años para construir una imagen de marca para los pepinos de Fukushima, pero todo se vino abajo en una noche", dijo sin disimular su cólera.
El alcalde de Nihonmatsu, Keiichi Miho, anunció que reclamará indemnizaciones al Gobierno y al operador de la central Tokyo Electric Power (Tepco) por los daños provocados a la imagen de la región y las consecuentes pérdidas económicas.
"Hoy en día sufrimos de cuatro males: el sismo, el tsunami, la radiactividad y los rumores", dijo. "Quiero que el país y Tepco asuman la total responsabilidad de estos perjuicios".
El impacto financiero de la crisis aún se desconoce, pero los índices dejan imaginar que será muy elevado.
La asociación hotelera de Fukushima registró 680.000 anulaciones desde el 11 de marzo, lo que constituye en la realidad una pérdida de al menos 7.400 millones de yenes (90,5 millones de dólares).
Según el diario Asahi, el Gobierno evalúa los daños de la crisis financiera en unos 48.120 millones de euros.
"Las indemnizaciones deben ser aplicadas de manera apropiada, incluyendo los daños que provocan los rumores malintencionados", declaró el primer ministro, Naoto Kan.

EL DEBATE
Esta grave advertencia apocalíptica tiene que servir para que el mundo se dedique con más seriedad al desarrollo de las energías alternativas. En un reciente informe de Le Monde se registran las experiencias más exitosas con fuentes de energía renovable. Gracias a ellas se puede prescindir de la energía nuclear y se puede revertir ese lento desastre en que se está convirtiendo el calentamiento global. Son tres las fuentes renovables de energía que el diario francés señala como la mejor solución a los problemas ambientales del planeta: agua, viento y sol. A diferencia del petróleo, el gas o el carbón, estas son energías que no se acaban y que no liberan los gases responsables del efecto invernadero.
La catástrofe provocada por la central nuclear de Fukushima ha originado como ‘efecto colateral’ una gran polémica, más que cuando ocurrió el desastre de Chernóbil. En dicha ocasión se intentó explicar la hecatombe atribuyéndola a negligencias y torpezas del régimen soviético.
Ahora parece que el error está en ubicar centrales nucleares junto al mar y en zona de terremotos. Los defensores de esta energía, producida por más de 400 centrales en el mundo, siguen afirmando que estas son muy seguras y que los errores son causados por fallos humanos. Lógico, natural: conviene recordar que son los humanos quienes las diseñan, construyen y manejan. Sarkozy (en Francia hay 35 centrales) insta, en su visita a Japón, a una reforma mundial de las normas nucleares.
A todo esto, Alemania y Estados Unidos enviarán a Fukushima robots resistentes a la radiación. Japón se ha dedicado a producirlos para fines domésticos.
Cuando el accidente en la central de Tonkai se empezó a desarrollar esta tecnología, pero un año después los trabajos fueron abandonados. No son robots quienes actualmente se la tienen que ver con el ‘apocalipsis’ (como definiera a lo sucedido en Fukushima, escandalizando a muchos, el responsable de energía de la UE): docenas y docenas de ‘kamikazes’, los llamados ‘liquidadores’, hoy trabajan abnegadamente, arriesgando sus vidas en Fukushima. Se les llama héroes y dicen que solo esperan morir sirviendo a sus semejantes.
Se estima que algunos materiales radiactivos durarán miles de años entre nosotros. En España es evidente la resistencia de los pueblos a vivir junto a un cementerio nuclear: actualmente los residuos se envían a Francia, pero este país no quiere seguir albergando residuos de otros países. Las centrales, según dicen algunos políticos y los pronucleares, son seguras, pero resulta que nadie las quiere cerca, ni a ellas ni a los residuos que producen. Su construcción es muy cara, su duración productiva ,de solo 40 años. Cada central es una caja de Pandora. El error humano existe: construirlas, seguir construyéndolas. Este es el error que más nos tiene que preocupar.
Hay alternativas a ellas, no a corto plazo, pero existen. ¿Centrales eólicas? En marzo, en España, los parques eólicos produjeron 4.738 gigavatios hora (GWh), lo que representa el 21% de toda la electricidad generada. Ese incremento del 5% da margen a la esperanza.

Se instalarán más plantas en el mundo

El primer ministro búlgaro, Boiko Borisov, i-nauguró hace 15 días un almacén de residuos nucleares con capacidad para albergar más de 5.000 contenedores por un periodo de 50 años, en una ceremonia en la que aseguró que sería "una tontería" renunciar a la energía nuclear.

Esta instalación ha tenido un presupuesto de 70,5 millones de dólares y ha sido construida por una empresa alemana. El receptáculo albergará el combustible usado de los cuatro reactores de Kozloduy, la única central nuclear de Bulgaria, que entró en funcionamiento el 1970.

La planta nuclear iraní de Bu-shehr, construida por Rusia, comenzará a funcionar plenamente en pocas semanas.

El proyecto de Irán fue iniciado en la década de los 70 por un consorcio alemán y abandonado tras la Revolución Islámica de 1979. Su finalización fue postergada varias veces desde que Rusia lo asumiera a mediados de la década de los 90 bajo un acuerdo de 1.000 millones de dólares con Teherán.

Estados Unidos y otras naciones occidentales han reclamado durante años a Rusia que abandone el proyecto en Irán, por temor a que ayude a Irán a desarrollar los medios para producir armas nucleares.

Un acuerdo que obliga a Teherán a repatriar el combustible nuclear usado del reactor a Rusia alivió esas preocupaciones, ya que ese material puede ser reprocesado y convertido en plutonio para el núcleo de bombas.

Las recomendaciones para Fukushima aseguran que las personas no deben habitar a 40 kilómetros de la planta. Las autoridades niponas insisten en que es suficiente con 20 kilómetros.

Islandia cierra aeropuerto principal por erupción volcánica

Islandia cerró el domingo su principal aeropuerto internacional y canceló todos sus vuelos nacionales, luego que una poderosa erupción volcánica enviase columnas de humo, cenizas y vapor a 20 kilómetros de altura.

La erupción del volcán Grimsvotn fue mucho mayor que la que hace un año, de otro volcán islandés, causó un caos internacional en el tránsito aéreo, pero los científicos dijeron que es improbable que tenga el mismo efecto.

El geofísico de la Universidad de Islandia Magnus Tumi Gudmundsson dijo que la erupción del Grimsvotn fue "mucho mayor e intensa que la del (volcán) Eyjafjallajokull", cuya erupción en abril de 2010 virtualmente paralizó el espacio aéreo en Europa durante cinco días.

"Existe un área muy grande en el sureste de Islandia donde la oscuridad es casi total y hay mucha ceniza", dijo. "Pero no se está diseminando tanto. Los vientos no son tan fuertes como lo fueron en Eyjafjallajokull".

Dijo que la ceniza es más gruesa que en la erupción del año pasado, por lo que está cayendo a tierra más rápidamente.

La ceniza sumió áreas cerca del volcán en la oscuridad y cubrió el domingo edificios, automóviles y campos con una gruesa capa gris. Trabajadores de protección civil pidieron a los residentes que usen máscaras y que permanezcan en sus casas.

ISAVIA, el operador de aeropuertos y control de tránsito aéreo, dijo que el aeropuerto de Reiviavik, el principal del país, fue cerrado a las 0830 GMT y quedaría así por el resto del día.

La portavoz Hjordis Gudmundsdottir dijo que la nube de cenizas estaba cubriendo Islandia, pero "la buena noticia es que no se dirige a Europa". Agregó que la ceniza estaba desplazándose al noroeste, hacia Groenlandia.

Los vuelos transatlánticos estaban siendo desviados de Islandia y no había indicios de que la erupción causaría los mismos problemas al tránsito aéreo que la erupción del año pasado.

En abril de 2010, las autoridades cerraron el espacio aéreo del continente durante cinco días, por temor a que las cenizas dañasen las turbinas de los aviones. Unos 10 millones de viajeros quedaron varados.

domingo, 22 de mayo de 2011

Terremoto de 5,5 grados sacude Tokio

Un terremoto de 5,5 grados en la escala Richter sacudió a primera hora del sábado el norte de la provincia de Chiba y se sintió con claridad en Tokio, sin que se haya informado de daños. El sismo ocurrió a las 07.06 hora local (22.06 GMT del sábado) y su epicentro se localizó entre las provincias de Chiba e Ibaraki, a 40 kilómetros de profundidad, pero no motivó una alerta de tsunami, según informó la Agencia Meteorológica de Japón.

Desde el 11 de marzo, cuando se registró el gran terremoto de 9 grados y el posterior tsunami que provocaron un grave accidente nuclear en la planta de Fukushima Daiichi, Japón ha sufrido 458 réplicas superiores a los 5 grados Richter, 76 de al menos 6 y siete de más de 7 grados Richter, la mayoría de las cuales no causaron daños.

viernes, 20 de mayo de 2011

Revelan primeras imágenes del tsunami que azotó planta nuclear

La empresa Tepco difundió ayer las primeras imágenes del tsunami del 11 de marzo pasado ingresando a la planta nuclear Fukushima una hora después del terremoto de magnitud 9,0 Richter que azotó Japón.

La ola gigante golpeó con fuerza el complejo destruyendo los reactores de la planta y dejando bajo el agua, autos, tanques de metal y otros elementos.

La entrega de las imágenes ocurre el mismo día en que ingresan por primera vez trabajadores de la central en el reactor número 2 y número 3, dos de los más dañados tras la catástrofe.

Asimismo, ayer la operadora anunció que acelerará labores para instalar un nuevo sistema de refrigeración en el reactor 2, para realizar una operación similar en las unidades 1 y 3.

A su vez, dado que las autoridades encontraron niveles altos de radiación en las praderas de la prefectura de Miyagi, fuera de la zona de exclusión, se decidió ampliar dicho radio.

Los expertos hallaron a 60 kilómetros al norte de la central un nivel cinco veces superior al autorizado de cesio. Se trata de 1.530 becquereles por kilo de muestra. El terremoto causó estragos en la planta de Fukushima Dai-ichi en el noreste de Japón. En tanto, la planta nuclear de Hamaoka también fue cerrada por cuestiones de seguridad, lo cual ha reducido los recursos eléctricos.

Sismo de 6 grados sacude Turquía

Washington/EFE Un terremoto de 6 grados de magnitud en la escala abierta de Richter se registró ayer en el oeste de Turquía, informó el Instituto Geológico de EEUU.

El epicentro se localizó a 4,6 kilómetros de profundidad, según el centro de EEUU, con sede en Boulder (Colorado).

La provincia Carrasco registró dos sismos en doce horas

El observatorio San Calixto informó que se registraron dos sismos en las últimas horas en el departamento de Cochabamba. Ninguno causó víctimas personales o daños materiales. Ambos se produjeron en menos de 12 horas.

El primer movimiento telúrico se registró a las 23:16 del miércoles 18 y se sintió en la provincia Carrasco de Cochabamba. El epicentro fue a 42 km al noreste de la población Mizque; 56km al norte de la población de Aiquile; 125 km al sureste de la ciudad de Cochabamba. El sismo que tuvo una magnitud de 3.5 en la escala de Richter", informó el sismólogo de turno, Mario Zabala.

Asimismo, el experto informó a ANF que otro evento sísmico de mayor magnitud fue la mañana del jueves a las 11:00, también en la provincia Carrasco de Cochabamba. El epicentro fue a 75 km al sureste de la población de Chimoré, 76 km noreste de Totora y 160 km al este de la ciudad de Cochabamba, con una magnitud de 4.2 en la escala de Richter. Luego de estos sismos, el observatorio San Calixto de La Paz no registró otros movimientos telúricos menores en la zona.

Sólo los pobladores de Hoyadas percibieron el segundo sismo.

Zabala puntualizó que la sismicidad es frecuente en la provincia Carrasco, Chapare y en otras provincias de Cochabamba. El último sismo de magnitud se registró el 22 de mayo de 1998 afectando al Cono Sur.
 
Copyright 2009 Temblores, Terremotos y Sismos. Powered by Blogger Blogger Templates create by Deluxe Templates. WP by Masterplan